lunes, 10 de mayo de 2010

La nueva Ley de Puertos

El PSOE destaca los beneficios que para la economía gaditana reportará la nueva
Ley de Puertos


El diputado Salvador de la Encina resalta que es una norma consensuada que impulsará la modernización y competitividad de los puertos españoles

El PSOE de Cádiz ha mantenido hoy una reunión informativa con agentes relacionados con el sector portuario de la Bahía de Cádiz para explicarles el contenido de la nueva Ley de Puertos.
El presidente de la Comisión de Fomento en el Congreso y diputado por Cádiz, Salvador de la Encina, el presidente de la Autoridad Portuaria de la Bahía de Cádiz, Rafael Barra, y el vicesecretario general del PSOE de Cádiz, Federico Pérez Peralta, han informado a estos colectivos sobre el contenido de esta ley, que está previsto sea aprobada por el Congreso a finales del mes de junio para su posterior entrada en vigor.
En una comparecencia ante la prensa, Salvador de la Encina y Rafael Barra han destacado la importancia de esta ley, toda vez que, según el diputado De la Encina, “es la primera vez en la democracia española que PSOE y PP se ponen de acuerdo para consensuar una nueva Ley de Puertos”. El parlamentario socialista ha resaltado que la norma, después de las 470 enmiendas pactadas entre ambas formaciones políticas, también cuenta con el consenso de la Coordinadora Estatal de Trabajadores del Mar.
De la Encina se ha congratulado por el contenido de una ley que “va a suponer el poder dotar al sector portuario de un nuevo marco seguro y estable”, una mejora estratégica que busca incorporar más eficiencia en la herramienta logística que suponen los puertos y dotarlos de mayor competitividad.
El diputado por Cádiz recordó la importancia del sector portuaria en la economía española y de la provincia, al tratarse de un sector que acapara el 50% de las exportaciones españolas y el 80% de las importaciones.
Según De la Encina, la nueva ley dotará a los puertos de una flexibilización de las tasas portuarias, con bonificaciones en función del tráfico en el marco del principio de autosuficiencia financiera de cada puerto, incrementando la autonomía de las Autoridades Portuarias en su financiación.
Las Autoridades Portuarias, ha precisado, podrán determinar las tasas en función de sus costes y una liberalización de los servicios, que supondrán un abaratamiento de costes.
El presidente de la Comisión de Fomento considera que el cambio “va a suponer más competencia y, por tanto, más eficiencia, un mejor servicio a menor coste y el mantenimiento del empleo, sin menoscabo para los derechos de los trabajadores”.
La nueva Ley de Puertos, entiende De la Encina, “avanza suficientemente en la necesaria progresiva liberalización del modelo del servicio de manipulación de mercancías.
En este sentido, la nueva norma transforma las Sociedades Estatales de Estiba y Desestiba y las Agrupaciones Portuarias de Interés Económico en una sola entidad de puesta a disposición de personal portuario, exclusivamente privada, denominadas Sociedades Anónimas de Gestión de Estibadores Portuarios (SAEGP) y sometidas a una supervisión por parte de la Autoridad Portuaria, sin que ésta participe en su capital social.
La razón de este cambio, explicó el diputado del PSOE, es recoger las recomendaciones de la Comisión de Defensa de la Competencia en aras a un mayor marco de liberalización, evitando las posiciones de abuso dominante y garantizando la objetividad, neutralidad, no discriminación y transparencia.
En su opinión, la nueva ley propiciará “la liberalización de la carga y descarga de las embarcaciones”. “Va a traer más tráfico marítimo y va a suponer más trabajo. Supone una evolución en el modelo de la estiba hacia la eficiencia con empleo seguro”.
En el ámbito de la naútica deportiva, la nueva ley “proporciona un marco privilegiado con exenciones y bonificaciones en tasas y atraque, como en la tarida de ocupación para clubes náuticos sin fines de lucro”.
En su análisis de la nueva norma, De la Encina señaló que la ley “profundiza en la condición de tasas de las tarifas portuarias y reformula alguna de las bonificaciones a fin de dar seguridad jurídica al modelo sin incrementar los costes”.
Abundó en el articulado de la nueva norma al señalar que las tasas de utilización mantienen una estructura y cuantías básicas comunes para el conjunto de las Autoridades Portuarias, pero con la posibilidad de establecer coeficientes reductores diferentes para las correspondientes al buque, al pasaje y a la mercancía en cada una de ellas”. El objetivo, precisó, es que se pueda tomar en consideración en cada Autoridad Portuaria su estructura de costes en un marco de competencia leal entre puertos.
Para ello, cada Autoridad Portuaria realizará la propuesta de dichos coeficientes correctores de acuerdo con los límites y criterios establecidos en la ley y también de acuerdo con los que se determine de forma concreta por orden ministerial, tomando en consideración las previsiones plurianuales de evolución de tráficos, del nivel de endeudamiento y de necesidades de inversión así como sus objetivos de gestión.
La ley introduce una bonificación adicional que parte del 40% y que puede llegar hasta el 70% según el grado de especialización de la Autoridad Portuaria en relación con el tránsito marítimo internacional.
También se reduce aproximadamente en un 12% los gravámenes de la tasa de la pesca fresca en todos sus supuestos, una medida que tiene como finalidad contribuir al sostenimiento económico del sector.
En materia de sostenibilidad, se refuerzan las bonificaciones de carácter ambiental, elevándose el porcentaje de bonificación dese un 15% hasta un 20% sobre la tasa de actividad cuando se manipulen tráficos de mercancías a granel.

Policía portuaria

El diputado del PSOE ha negado que la nueva Ley de Puertos vaya a suponer la privatización de los servicios de policía portuaria. “Es un temor infundado”, ha señalado De la Encina que recordó que “de los pocos acuerdos que alcanzamos en la ley de 2003 (del PP) era una enmienda que introduje como ponente para dotar a la policía portuaria de la consideración de agentes de la autoridad. Eso ya se consiguió en la ley de 2003 y la nueva ley establece el compromiso del desarrollo de un reglamento, en un plazo de un año, que dote a estos agentes de la autoridad de mayores atribuciones y competencias”.
“No hay ninguna manifestación, pública y privada, del PSOE o del PP donde hayamos pensado la posibilidad de privatizar la policía portuaria”. “Por tanto, yo les he dicho a los sindicatos que estén tranquilos porque no hay ninguna intención de PSOE y de PP de privatizar este servicio”.

Críticas a Landaluce

En relación con el PP, De la Encina ha replicado a las manifestaciones realizadas por el diputado del PP por Cádiz José Ignacio Landaluce, en las que ha mostrado su temor que la nueva ley beneficie a los puertos catalanes en detrimento de los de la provincia”.

“Los diputados del PP deberían hablar entre sí, porque estas declaraciones demuestran un absoluto desconocimiento por parte de Landaluce, por cuanto en esta ley no hemos tenido el apoyo de CiU y PNV, sólo el de Coalición Canaria. A CiU y PNV, tanto el PSOE como el PP le hemos ofrecido un compromiso de aceptación de enmiendas que no ha sido posible porque ellos persiguen una transferencia de la titularidad de los Puertos del Estado que va más allá de lo que contempla la Constitución”.

“Por tanto, quiero desmentir que los nacionalistas catalanes vayan a tener más beneficio que los gaditanos. Esta ley va a generar un beneficio por igual. Por tanto, le pido a los diputados gaditanos del PP que hablen por favor con sus compañeros de partido para que sepan lo que dicen y que no comentan barbaridades” como las declaraciones de José Ignacio Landaluce.